Petting o relaciones sexuales sin penetración

Petting o relaciones sexuales sin penetración

Hablando estaba hace unos cuantos post sobre los preliminares, cuando recordé aquellos momentos de la adolescencia donde los preliminares no sólo son el principio sino el todo de las relaciones sexuales. A ciertas edades y dependiendo de nuestras creencias y confianza preferimos las relaciones sexuales sin penetración, también llamado petting.

Petting es un término que viene del inglés y que originalmente se usaba para referirse a las caricias que un humano daba a un animal en el lomo, la panza o la cabeza, y principalmente a mascotas, de ahí que la palabra inglesa pet también signifique mascota.

Sin embargo cuando hablamos de seres humanos, el petting tiene connotaciones amorosa y se refiere a las relaciones sexuales sin penetración, donde a través de las caricias, los mimos, besos y demás logramos excitar a nuestra pareja y hacerla disfrutar al punto de que ésta pueda alcanzar el orgasmo si lo desea.

Petting a todas las edades

El petting no es una práctica exclusiva de los adolescentes, si bien suele ser más habitual entre ellos dado que algunos dan bastante valor a su virginidad o bien no disponen de preservativos u otros métodos anticonceptivos que les ayuden realizar el coito sin riesgo a dejar embarazada a su pareja o contraer algún tipo de infección o enfermedad de transmisión sexual.

Tanto en la adolescencia como en la edad adulta, las parejas practican el petting en estados avanzados del embarazo o bien para evitarlos si no se dispone de anticonceptivos, también es habitual cuando nuestra pareja tiene la menstruación o simplemente cuando acabamos de conocer a alguien y no estamos del todo seguros en querer practicar el coito con esta persona.

El petting ayuda a conocernos mejor

El petting es sin duda una buena manera de averiguar si la persona que tenemos delante tiene madera de buen amante, tampoco es que lo quiera promover como un método de examen o evaluación, simplemente digo que si esta persona sólo piensa en el coito y se altera o impacienta puede ser que algo no vaya bien o no esté claro.

Al mismo tiempo podemos ver qué tan habilidosa es la persona dándonos caricias, besando, e incluso masturbándonos. Personalmente me parece una buena manera de evaluar al futuro amante y saber más o menos lo que una se puede esperar de él. De ninguna manera es una actitud conservadora sino todo lo contrario, si resulta que es un eyaculador precoz o un torpe pues lo mismo no merece la pena ni quitarse la ropa.

Igual que lo expreso desde un punto de vista femenino, para un hombre también sirve para averiguar qué tanto le gusta el sexo a una mujer, qué tan hábil es sujetando y masturbando un pene, si tiene pegas con el sexo oral, o si es de las que simplemente se tumban y se dejan hacer sin tomar la más mínima iniciativa.

El heavy petting

Lo divertido del petting es que si estamos claros todo puede estar permitido, desde las simples caricias y achuchones, a la masturbación y el sexo oral. Se comienza por inocentes caricias y a medida que aumenta la excitación se pasa a las zonas genitales. Cuando pasamos a acariciar la zona genital los ingleses lo denominan como heavy petting.

1 comentario en “Petting o relaciones sexuales sin penetración

  1. Totalmente de acuerdo con el petting!!
    Con mi marido lo practicamos desde que eramos novios. luego tuvimos sexo con penetracion varias veces pero es mas mecanico y aburrido entonces volvimos al petting y no lo cambiamos por nada.
    Saluditos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.