Archivo de la categoría: Higiene íntima

Pera para Ducha Anal

pera para ducha analLa pera para ducha anal de la marca Colt es una de las más vendidas por las tiendas eróticas, es un accesorio de higiene íntima muy práctico para cuando vamos a disfrutar del sexo anal, ya sea penetración o cualquier otro tipo de juego donde participe el ano.

Hemos escogido hoy este producto porque pensamos que es útil destacar aquellos productos que son duraderos y se venden a buen precio, productos a los que les podemos dar múltiples usos sin miedo a que se rompan, y esta pera para ducha anal es uno de ellos.

Seguir leyendo Pera para Ducha Anal

Tampones para tener relaciones sexuales durante la menstruación

A lo largo de la historia casi todas las culturas han elaborado todo tipo de teorías sobre la menstruación, y aún hoy día podríamos preguntar a cualquier antropólogo y sería capaz de relatarnos todo tipo de normas o costumbres que se mantienen a los largo y ancho del planeta durante esos días del mes, dando mayor o menor importancia a este hecho tan natural.

Lo cierto es que actualmente sabemos a ciencia cierta que no existe ningún problema por mantener relaciones sexuales durante la menstruación, salvo el riesgo de contraer ETS. Se trata por tanto de una decisión personal de la mujer y la pareja, algo que deben hablar para evitar situaciones embarazosas.

Si a tu chico no le seduce la idea de hacer el amor durante la menstruación no pasa nada, existen otras muchas opciones para obtener placer, y si eres tú la que pasa de tener relaciones con penetración durante esos días porque supone un engorro, quizás te interese saber que existen tampones especiales, más cortos y que permiten la penetración.

Seguir leyendo Tampones para tener relaciones sexuales durante la menstruación

Peras para ducha anal

Todavía me sorprende que haya gente que comience a practicar el sexo anal sin lubricación alguna, a palo seco – nunca mejor dicho –. Con lo cual, aún me sorprende menos que haya gente que no conozca la existencia de las peras para ducha anal, un accesorio sencillo y de lo más práctico.

Puede que visto así no tengas del todo claro cómo se usa, así que eso mismo vamos a ver hoy, aparte de dar algunos consejos para que no se te vaya la mano.

Ante todo dejar claro que la ducha anal no es necesaria para practicar sexo anal, pero obviamente es un plus que se agradece y además uno se siente como que más limpio o “más seguro” para adentrarse en esta nueva experiencia, ya que evitaremos “sorpresas”.

Seguir leyendo Peras para ducha anal

Como se usa el bidet

En ocasiones hablamos de higiene intima como si tal cosa, o en el caso del sexo anal como si alguien tuviera que tener en casa enemas y diferentes accesorios con los que dejar sus cañerías como los chorros del oro, y lo cierto es que con un paso por la ducha o el bidé vamos listos, pero resulta que hablando en más de una ocasión sobre este tema me doy cuenta que alguna gente ignora como se usa el bidet!

Los hay que tienen el bidé para lavarse los pies, para bañar al bebe, como mini pecera o simplemente para poner las toallas usadas o la ropa sucia… Si bien se le puede dar este uso, es mucho más lógico si lo empleamos para cuidar nuestra higiene intima, es decir, para lavarnos nuestros genitales y el ano después de hacer nuestras necesidades, en esos días del mes o tras haber mantenido relaciones sexuales.

Como dato curioso, te cuento que el bidet originalmente era un pequeño caballo robusto que se usaba en Francia un poco para todo, lo mismo se montaba con silla, que se usaba como caballo de tiro o caballo de carga con albarda. Por tanto, el bidé que encontramos en nuestros cuartos de baños reciben su nombre porque bien parece que fuéramos montados a horcajadas en un caballo.

Seguir leyendo Como se usa el bidet

Cómo usar el bidet

Para algunos la respuesta a esta cuestión puede resultar evidente, para otros muchos no está tan claro el cómo usar el bidet, o en castellano bidé. Empezando justamente por su nombre, resulta curioso que proviene de un pequeño caballo francés que se empleaba un poco para todo… y lo cierto es que cuando nos acomodamos en el bidé también parece estuviéramos cabalgando.

Seguir leyendo Cómo usar el bidet