Archivo de la etiqueta: Sexo de los dinosaurios

Teoría de las bolas de helado

Al hilo del artículo que habla sobre perdonar una infidelidad, me he acordado del documental El Sexo de los Dinosaurios, que no habla realmente de dinosaurios sino de los seres humanos y cómo estos se relacionan en materia sexual. El reportaje se divide en varios apartados donde se abarcan grandes temas desde todas las perspectivas, y uno de ellos es la Teoría de las Bolas de Helado, donde se habla de la monogamia.

¿Realmente queremos ser monógamos? Podemos ser fieles a una personas durante un largo periodo de tiempo o incluso toda la vida, hasta que la muerte nos separe? Como se puede ver en el vídeo que he puesto más abajo, el reportaje arranca con unas declaraciones reveladoras del profesor Juan Aranzadi, quien afirma que hay culturas donde se da o se ha dado la costumbre de prestar la esposa al huésped como parte del deber de la hospitalidad.

Y continua con una afirmación del antropólogo británico Robin Fox, quien afirma que: “así como nadie puede defender que todas las culturas son monógamas, sí que se puede defender que todas las culturas son adulteras”.

Seguir leyendo Teoría de las bolas de helado

Teoría gastronómica del sexo

Dentro del interesante documental El Sexo de los Dinosaurios se habla de la teoría gastronómica del sexo, una teoría donde traemos a colación el tema del sexo y la sexualidad a lo largo de la historia y como resultado nuestra actitud hoy en día hacia estos temas.

La historia en general es uno de mis temas favoritos, y si la combinamos con sexualidad me parece aún más entretenida; de hecho cuando estudiaba en el instituto una de mis profesoras favoritas fue la de historia, más que nada por su manera de contarnos la historia de España como si de una telenovela se tratara, la muy chismosa no hacía más que enredar en quién se había tirado a quién, quien ponía los cuernos a quién, cuales eran sus amantes, sus devaneos, etc.

Como bien comentan en la teoría gastronómica del sexo, en occidente durante siglos se consideró denigrante mantener sexo por placer, ya que nos equiparaba a los animales, y curiosamente los animales por lo general sólo tienen sexo para reproducirse… con lo cual, el tener sexo por placer es justamente una de las cosas que nos diferencian de los animales.
Seguir leyendo Teoría gastronómica del sexo