Coompra

Noticias de Erotismo y Diversión

Vibradores, todo son ventajas

General, Noticias | 0 Comentarios

Hace unos días se publicó en el diario El Mundo un artículo sobre las bondades de los vibradores, donde recogen datos e impresiones de diferentes especialistas en el mundo de la sexualidad.


Así a modo resumen, las ventajas o bondades de los vibradores serían las siguientes:

  • Los centros sanitarios recomiendan el uso de vibradores a las mujeres que padecen anorgasmia, trastornos del deseo sexual o problemas secundarios a los tratamientos oncológicos.
  • Los vibradores hacen nuestras relaciones sexuales más lúdicas, las enriquecen ya que no necesariamente recurrimos a la estimulación genital, y da pie a muchos otros juegos sexuales con los que erotizar y dar placer a todo el cuerpo.
  • La mayoría de las mujeres usan los vibradores para estimular el clítoris (más de un 80%), si bien un 64% de las mujeres lo emplea para estimular el interior de la vagina.
  • Usados, tanto de forma individual como en pareja, ayudan a romper con la rutina o monotonía de los momentos de placer íntimo.

Los vibradores mejoran la función sexual y promueven comportamientos saludables

El usar estos juguetitos para la estimulación externa e interna ayuda a la mujer a conocer mejor su sexualidad. Las mujeres que usan vibradores pueden sentir mayores niveles de excitación y lubricación, así como orgasmos más intensos.

Puede parecer una tontería, pero el mero hecho de tomar conciencia de los placeres sexuales y disfrutarlo hace que una se preocupe más por su salud sexual, de hecho según las encuestas, las mujeres que usan vibradores tienden a visitar al ginecólogo con regularidad y a realizarse autoexámenes de mama con más frecuencia.

Dónde comprar vibradores

Como bien comenta el artículo, los vibradores hoy en día se venden por internet, en las revistas femeninas, en tiendas eróticas, en los hogares mediante reuniones tapersex, y muchos sitios donde hasta hace unos años sería impensable, como tiendas de regalos, tiendas lencería o secciones de lencería de grandes centros comerciales.

Eso si, conseguir precios como los de las tiendas online es realmente difícil, en Internet es donde podemos comprar más barato, lo cual es natural porque no requiere de tantos costes de infraestructura y personal.